viernes, 6 de enero de 2012

Entregan ayuda a afectados por incendios forestales

Tras los incendios forestales que afectaron a las provincias de Cauquenes y Linares, la seremi de Agricultura, Anita Prizant, en conjunto con los directores regionales de Indap, Conaf y SAG, Luis Verdejo, Luis Carrasco, y Eric Paredes, respectivamente, recorrieron las zonas afectadas para evidenciar los daños.

Como consecuencia de los siniestros, cerca de nueve mil hectáreas fueron consumidas por las llamas y según un catastro preliminar elaborado por el Comité Regional de Emergencia Agrícola (CREA), la cantidad de afectados alcanza los 150 agricultores, quienes vieron perjudicados sus cultivos, herramientas de trabajo e infraestructura productiva.

Frente a esa situación la autoridad del Agro regional manifestó que las cifras de agricultores con daños pueden cambiar a medida que pasen los días, debido a que recién el miércoles los brigadistas de Conaf pudieron controlar el incendio, despejando de este modo las vías para que funcionarios ministeriales pudieran ingresar a catastrar.

Ayuda

En el sector de Huedque, comuna de Cauquenes, la autoridad del Agro anunció herramientas para paliar de cierta forma los negativos efectos de los siniestros e hizo entrega de la primera ayuda gracias a un financiamiento de emergencia del Indap.

“Todos los agricultores que sean usuarios del Indap o cumplan con el perfil de la institución, es decir, que posean un patrimonio de 3 mil 500 UF, menos 12 hectáreas de riego básico y su fuente de ingresos provenga del campo mayoritariamente, pueden postular a este tipo de beneficio que consistente en bonos desde 200 mil a un millón 500 mil pesos, los cuales permitirán recuperar los sistemas productivos”, indicó la autoridad.

Además, la Seremi de Agricultura manifestó que para aquellos agricultores que hayan sufrido pérdidas forestales, Conaf ya está trabajando un plan para reforestar o generar nuevas plantaciones, y un programa para manejo de cosecha de árboles quemados. “En este programa, Conaf tendrá un rol fundamental ya que será el encargado de traer los árboles a los agricultores y tendrán la misión de asesorarlos para plantarlos y cuidarlos”.

Anita Prizant explicó que una vez finalizado el catastro que está realizando el CREA, los datos serán presentados al Intendente de la región del Maule, Rodrigo Galilea, quien solicitará la declaración de emergencia agrícola al Gobierno central.

De este modo, se podrá atender un espectro más amplio de agricultores afectados ya que ingresarán recursos extraordinarios para cubrir los daños del siniestro, principalmente en sectores rurales de la provincia de Cauquenes. Es importante señalar que, si la emergencia agrícola es declarada, los recursos provendrían de fondos regionales y sectoriales.

0 comentarios:

Publicar un comentario

¡¡¡ COMENTA ESTA NOTICIA !!!